LA IMPORTANCIA DE LA ESTIMULACIÓN TEMPRANA EN LA EDUCACIÓN ESPECIAL

IMG-20141219-WA0034

LA IMPORTANCIA DE LA ESTIMULACIÓN TEMPRANA EN LA EDUCACIÓN ESPECIAL

La estimulación temprana es el conjunto de medios, técnicas y actividades con base científica y aplicada en forma sistemática y secuencial que se emplea en niños desde su nacimiento hasta los 6 años, con el objetivo de desarrollar al máximo sus capacidades cognitivas, físicas y psíquicas.

En esta etapa, los niños conocen el mundo que les rodea a través de los estímulos provenientes del exterior, que entran en ellos por el mundo de los sentidos, y a través del movimiento. La importancia que tiene la estimulación temprana en este periodo, se debe a la plasticidad cerebral que acompaña a esta etapa, es decir, la capacidad para crear nuevas conexiones entre las células cerebrales y a la capacidad general del cerebro, para adaptarse a los diferentes estímulos.

Los niños que poseen una discapacidad, tienen dificultades para integrar estos estímulos provenientes del exterior, debido a su discapacidad. Por eso, en los centros de educación especial se programa una sesión de estimulación infantil, partiendo de la individualidad del niño, adaptándose a sus peculiaridades y a su ritmo, teniendo como eje conductor el juego.

Un ejemplo de una sesión de estimulación, que se realiza en un colegio de educación especial serían actividades como: estiramientos y calentamientos, balanceos y movimientos. Actividades para potenciar su desarrollo sensoriomotor (fortaleciendo su musculatura), desarrollo cognitivo (contar un cuento, escuchar música), desarrollo lingüístico (canciones infantiles acompañadas de signos) y desarrollo afectivo (bailar con ellos, caricias, abrazos, besos).